03 febrero 2014

¿Cómo se comporta un bebé recién nacido los primeros días de vida?

¿Cómo se comporta un bebé recién nacido los primeros días de vida?
Por Ana Charfén, IBCLC.
A veces el comportamiento normal del bebé recién nacido es mal interpretado por el entorno y los proveedores de salud que restan confianza a la nueva madre en su propia capacidad de nutrir a su hijo. Es importante conocer que se puede esperar en estos momentos, para sentirse más segura.
Justo al nacer, si el bebé nació por parto natural y sin anestesia, estará muy alerta y si se les permite a la madre y el niño, harán contacto visual, la madre lo acariciará, el bebé la sentirá y olerá, e iniciará los primeros intentos por buscar el pecho. Si este proceso es respetado, la primera toma sucederá durante la siguiente hora al nacimiento. Lo ideal es mantenerse durante la estancia en el hospital en la misma habitación tanto el bebé como la mamá, esto se llama alojamiento conjunto.
La madre ya cuenta con el calostro, desde antes de que naciera el bebé, y eso es todo lo que el bebé necesita los primeros días. De hecho el estómago del bebé es del tamaño de una toma de calostro (5 a 10 ml).
Posteriormente a la primera toma, el bebé puede caer en un sueño profundo, y durante el primer día estará adormilado.
Se debe ofrecer el pecho al bebé por lo menos 8 veces cada 24 horas, para que tome el calostro, que recubrirá sus intestinos, protegiéndolo de enfermedades, y se evitará el uso de chupones y biberones, ya que dificultan el prendimiento al seno. No hay un tiempo determinado que se deba tomar el pecho, solo que no se debe interrumpir la succión del bebé, el cual debe estar en una posición con su cuerpo completamente volteado hacia el cuerpo de su madre, tocandose las dos panzas constantemente.
El primer día el bebé mojará un pañal y evacuará por lo menos una vez, el color de la evacuación es negra.
El segundo día, el bebé mojará dos pañales, evacuará color más verde y deberá tomar el pecho por lo menos 8 veces cada 24 horas.
El tercer día el bebé mojará 3 pañales, y deberá evacuar de un color más claro, verde claro o empezando a ser amarillo. Debe ser animado a tomar el pecho frecuentemente.
Entre el 3 y 5 día (a veces antes o después) al calostro se añade la primera leche en el pecho, a veces se sienten los senos más cargados, y el bebé empezará a mojar entre 5 y 8 pañales cada 24 horas y su evacuación será aguada, amarilla, grumosa y con moco.
Se debe evitar biberón y chupón durante todo este tiempo, para que el bebé aprenda a tomar el pecho, y no se confunda.
Las tomas duran mucho tiempo, porque el bebé se duerme y se despierta. Usualmente pueden tardar una hora, en lo que toma los dos pechos.
Las tomas se pueden juntar, no hay problema con eso, mientras que el bebé estimule el pecho y succione, más rápido recuperará su peso, y más leche producirá su mamá.
QUE HACER:
-No limitar el tiempo al pecho (el pecho es el chupón original, el chupón es un mal sustituto del pecho)
-No dar biberones (Confunden al bebé, la leche sale más rápido por ahí, y la fórmula impide que el bebé solicite el pecho con la frecuencia adecuada para que se produzca bastante leche).
-No complementar con leche artificial después de la toma porque el bebé no demandará el pecho con la frecuencia adecuada para que se produzca suficiente leche.
Si tienes dudas de cómo colocar a tu bebé al pecho, puedes ver estos videos

13 enero 2014

El papa Francisco pide que se amamante al bebé que tenga hambre, aunque sea en la Capilla Sixtina

El Papa Francisco alentó a las madres a amamantar el 12 de enero, en la Capilla Sixtina, antes de bautizar al bebé de una pareja casada por lo Civil. (Algo que antes no se hacía). El Papa bautizó a 32 bebés en la Capilla católica, diciéndole a las madres que no deben sentir vergüenza de amamantar a sus bebés ahí.

Aparentemente por primera vez en el Vaticano, bautizo a la niña de 7 meses Giulia Scardia, a pesar de que sus padres no están casados por la Iglesia. Pero el Papa ha dicho varias veces desde su elección, que la Iglesia no debe hacer sentir a los niños hijos de parejas en "situaciones irregulares sentirse como fieles de segunda clase".

A diferencia de sus predecesores, que normalmente decían largas homilías en el bautizo anual, el Papa ofreció una homilía corta de tan solo 300 palabras, centrada en los niños. "Hoy el coro cantará, pero el más hermoso coro de todos es el coro de los infantes que harán ruido". Continuó de manera relajada hablando a los padres: "Algunos llorarán porque no están cómodos o porque tienen hambre. Si tienen hambre, madres, aliméntenlos, sin pensarlo dos veces, porque ellos son las personas más importantes aquí".

Sus palabras fueron dichas en el mismo cuarto donde fue elegido el 13 de marzo como el primer Papa no europeo en 1300 años. Los frescos de Miguel Angel en la Capilla Sixtina son de las obras de arte más celebradas mundialmente.
El techo muestra la creación del hombre, y la pared del altar muestra un Dios severo en el Juicio Final.
Pero el Papa le dijo a las madres que no se sientan intimidadas por lo que les rodea,, haciendo eco a una entrevista que le hicieron el mes pasado en donde dijo que las madres nunca deben sentirse incómodas amamantando durante las misas y las ceremonias.

08 enero 2014

Lactancia materna vs. mercadotecnia a través de comunidad médica



Por Ana Charfén, IBCLC.

Las compañías siempre han intentando invadir nuevos mercados y hacer que las personas consuman sus productos. Son negocios y lo que les interesa es vender o ganar mercado. A veces intentan comercializar productos que están anclados a cierto mercado, en nuevos mercados, como el chocomilk, que usualmente se vende como un producto para niños. Hace tiempo se intentó vender el chocomilk como un alimento para madres que amamantan. Ahora esa publicidad nos causa risa.

Las mamás que amamantan desde el punto de vista de las compañías que hacen leche artificial para bebé, son un mercado perdido. Si no logran venderles leches artificial para sus bebés, intentan vender leche artificial para embarazadas, suplementos viamínicos, Ensure, Pediasure, en fin, la fórmula o leche artificial se intenta vender para bebés, niños, mamás, abuelitos, enfermos... para todos, no importa que sea innecesaria, la idea es vender.

Por eso hacen estrategias para hacer dudar a las madres de su capacidad para nutrir a su bebé, y que empiecen a darle leche artificial a su bebé.

Otra manera como las compañías y laboratorios que producen leche artificial para bebé intentan vender sus productos, es a través de la comunidad médica. Los médicos dan consejos, que vienen de información que reciben de los laboratorios y compañías que hacen leche artificial, como: "dele cada x horas y complemente con leche artificial. (la lactancia materna no debe darse con horario) Dele x leche para el reflujo (a pesar de que la leche humana es ideal para bebés con reflujo). Dele la leche x deslactosada (a pesar de que la leche humana es ideal para curar la intolerancia a la lactosa transitoria), dele leche artificial porque no sube bien de peso (porque ha sido comparado con una tabla que considera a los bebés que toman leche artificial como la norma de peso). Ninguna de estas recomendaciones está basada en evidencia científica, y si en información equivocada que proveen los laboratorios y compañías que venden leche artificial.

Muchos médicos y enfermeras desinformados se sorprenden cuando encuentran una madre que amamanta más allá del año, a pesar de que la mayoría de las asociaciones médicas recomiendan la lactancia materna por lo menos los dos primeros años de vida del bebé. No es dificil imaginar que si un médico se extraña porque una mujer amamante más de un año, es porque seguramente su ayuda para que sus pacientes amamanten y su conocimiento acerca de la lactancia materna es deficiente. A veces es desesperante encontrar, que lo que dicen los libros, lo que dice la evidencia científica, no siempre es lo que dice la comunidad médica, cuando su primer objetivo debería ser no dañar la salud.
Las mamás consideran al médico una autoridad, y lo que éste dice tiene más peso que lo que dicen otras autoridades morales para la madre. Las compañías saben perfectamente bien eso, y lo aprovechan. A menudo una mamá quiere seguir amamantando y el médico, cuando hay dificultades, simplemente le dice que no es necesario continuar.

Frecuentemente sabemos de cierta madre que fue aconsejada en dejar de amamantar porque tenía cualquier enfermedad benigna, como una gripe, o enfermedad estomacal, o porque debia tomar cierto medicamento. (la mayoría de los medicamentos se pueden tomar mientras se amamanta, se puede consultar la página www.e-lactancia.org, que es confiable). Muchos médicos desestiman la importancia de la lactancia materna, y cuando recomiendan destetar, no consideran el riesgo que ese bebé padece por la ausencia de la lactancia materna. Riesgo de enfermar, riesgo de aumentar sus probabilidades de padecer obesidad, enfermedades cardiovasciales, diabetes, ciertos cánceres. Se le priva a muchos bebés de reducir estos riesgos a través de la lactancia, solo porque sus madres tuvieron una gripe y fueron erroneamente aconsejadas en destetar.

Las mujeres que amamantan parecen ir nadando contra la corriente. Encuentran trabas para amamantar desde sus propios hogares, pasando por la sociedad y terminando con la comunidad médica y el medio laboral.
Solo las mamás informadas y empoderadas, logran sortear todas estas dificultades. La información es poder, busca apoyo en tu lactancia.

25 diciembre 2013

Lo que las niñitas desearían que sus papitos supieran

Por TaraLee Hedman,
Traducido y publicado con autorización de la autora, por Ana Charfén, IBCLC.
Original está aquí

Estoy pasando la mañana en el taller de autos. Cuatro hombres vestidos con franela (no me llegó el memorándum de código de vestimenta) y yo, permanecemos sentados, oliendo llantas y humo de motor mientras una encantadora pequeña hadita está en constante movimiento alrededor de su papá. Se le trepa, se ríe, da la vuelta y nuevamente se retuerce en el suelo.
Ella brinca y da vueltas por todos lados en su vestidito rosa con encajes, sus mallas negras le quedan grandes y cuelgan de sus rodillas, y su esponjado abrigo hace que sus brazos queden levantados un poco más de lo que sería natural. Para completar la indumentaria, tiene una corona brillante y transparente. Ha sido adherida a su cabeza con lo que parecen ser 60 pasadores.
Probablemente tiene 4 años. Tan pequeña, tan vulnerable. A ella ésto no le preocupa, mientras canta acerca de teteras y catarinas en sus zapatitos negros. Siento que se me salen las lágrimas mientras la observo. Mientras, lo veo a él observarla. Ella no puede saber, a sus cuatro años, el impacto que éste hombre, éste personaje, o sus palabras tendrán en ella en los años venideros. Y posiblemente, el tampoco lo sabe.
Así que para todos los hombres con niñitas que no son lo suficientemente grandes para pedir lo que necesitan de tí, esto es lo que nosotros quisiéramos que supieras:
  1. Como tu me ames, es como yo me voy a amar a mi misma.
  2. Pregúntame como me siento, y escucha mi respuesta, necesito saber que me valoras antes de que yo pueda entender mi valor verdadero.
  3. Yo aprendo como debo ser tratada por como tú tratas a mi mamá, estés casado con ella o no.
  4. Si estás enojado conmigo, lo siento aunque no lo entienda, así que habla conmigo.
  5. Cada vez que tu eres bueno conmigo o con alguien más, aprendo a confiar en Dios un poco más.
  6. Necesito experimentar tu cariñosa fuerza física, para que aprenda a confiar en la fisicalidad de los hombres.
  7. Por favor no hables del sexo como un adolescente, o pensaré que es algo sucio.
  8. Cuando tu tono es gentil, entiendo lo que dices mucho mejor.
  9. Lo que tu hables del cuerpo femenino, aún cuando estás bromeando, es lo que yo pensaré de mi propio cuerpo.
  10. Cómo tu manejes mi corazón, es como yo permitiré que otros lo manejen.
  11. Si me alientas a encontrar lo que me cause gozo, siempre lo buscaré.
  12. Si me enseñas lo que es sentirse segura contigo, sabré mejor como defenderme de otros hombres cuando tú no estés.
  13. Enséñáme el amor por el arte, la ciencia y la naturaleza, y aprenderé que el intelecto importa más que el tamaño del vestido.
  14. Déjame decir exáctamente lo que quiero aunque sea incorrecto o tonto, necesito saber que tener una voz fuerte, es aceptable para tí.
  15. Cuando sea más grande, si tu te sientes asustado con mi cuerpo cambiante, aprenderé que algo está mal en mi cuerpo.
  16. Si tu entiendes la alegría, por ti mismo, también yo lo haré
  17. Cuando te pido que me sueltes, por favor mantente disponible; siempre regresaré a ti y te necesitaré si tu lo haces.
  18. Si tu muestras ternura, aprenderé a aceptar mi propia vulnerabilidad en lugar de temerla.
  19. Cuando me permites arreglar el auto y pintar la casa, sabré que puedo hacer cualquier cosa que un niño puede hacer.
  20. Cuando proteges mi femineidad, aprendo que todo acerca de mi vale la pena proteger.
  21. Como trates a nuestro perrro cuando piensas que no te estoy mirando, me dice más acerca de tí que cualquier otra cosa.
  22. No permitas que el dinero lo sea todo, o aprenderé a no respetarlo o a mí misma.
  23. Abrázame, cárgame y bésame de cualquier manera que un papá pueda hacerlo, de manera que sea correcto y bueno y puro. Lo necesito para entender el contacto positivo.
  24. Por favor no me mientas, porque creeré lo que dices.
  25. No evites las conversaciones duras, porque me hace creer que no vale la pena luchar por mi.
En realidad es muy sencillo. Las niñitas aman a sus papitos. Cada una piensa que su papá colgó la luna. De vez en cuanto, cuando veas a tu niñita dando vueltas en su vestido de encaje, recuerda que algún día crecerá. ¿Qué te gustaría que supiera acerca de los hombres, de la vida, de ella misma del amor?. Lo que dices y haces ahora importará durante toda la vida. Papás, nunca subestimen el impacto que sus palabras o actos tienen sobre sus hijas, no importa su edad.

23 diciembre 2013

La deshumanización del bebé

Por Ana Charfén, IBCLC.
El bebé, nuestro hijo es humano. Es algo que no tendríamos que mencionar, si no se nos olvidara, a algunos, más seguido de lo que nuestro bebé quisiera, o de lo que es deseable.
Empecemos por los casos más obvios, en Facebook, he visto recientemente imágenes que muestran artilugios diseñados para sustituir el contacto humano, el contacto materno, con objetos y máquinas.
 El primero que podemos mencionar es el objeto que detiene la botella. El bebé toma su leche, artificial, cuando está en su sillita del coche. Lo primero que uno se pregunta es, ¿Dónde está la mamá?
Cuando una madre amamanta, el bebé está en los brazos de una de las personas que más lo quiere en el mundo, tomando la leche que le corresponde a su especie. Muchas mamás encuentran en esos momentos una gran satisfacción emocional.
Pensemos que en promedio una mamá amamanta por lo menos unas 8 veces cada 24 horas, digamos que en promedio 20 minutos. (no me gusta hablar de minutos, en la lactancia lo mejor es no contar minutos porque casi ningún bebé toma cierta cantidad de minutos siempre) Pero si simplificamos mucho este proceso, tendremos que un bebé amamantando está en los brazos de su mamá unos 160 minutos al día, es decir más de dos horas y media.
No es muy dificil imaginar que durante ese tiempo, nuestro bebé está viendo nuestro rostro, percibiendo nuestro aroma, escuchando nuestra voz y nuestro corazón, sintiendo nuestra piel. (Además de recibir el mejor alimento del mundo). Sonriendo, interactuando con mamá, socializando.
¿Qué sucede con el bebé que está en la sillita? (Quiero pensar que ninguna mamá que da mamila pondría al bebé en cada toma en la silla y usaría el aparato para detenerla) Bueno, igual hay alguna que si lo haga, su bebé estaría más de dos horas al día solo, interactuando con nadie.
Eso sin mencionar el riesgo de que el bebé se atragante o se incomode... Imaginemos la angustia de tener un biberón metido en la boca, y que no podamos sacarlo por más que intentamos porque el artilugio lo detiene eficientemente.

 Por otro lado tenemos el aparato que detiene el iPad. ¿Para qué tener hijos, si en lugar de escuchar nuestros arrullos y cantos, nuestro día a día, lo que hablamos con otras personas, con el papá, la abuela y los otros hermanos, podemos ponerlo en la silla con la pantalla frente a él?. No quiero imaginar el estímulo constante, y la incapacidad del bebé de dejar de ver lo que tiene al frente. Además de que existe evidencia de que los menores de 3 años no deberían estar frente a una pantalla en absoluto.
 Los tres primeros años de vida son críticos en el desarrollo del cerebro, explica Sigman, y los niños necesitan interactuar con sus padres, frente a frente, no con una pantalla de ordenador o televisión.
El bebé necesita a su mamá, y lo ideal es que forme una relación con ella, y con su papá a través del contacto humano.

Sin embargo, hay otros tipos de deshumanización que padece el bebé humano. Son unos que están profundamente anidados en nuestra cultura, y se repiten a través de los patrones que hemos adquirido del modo como fuimos cuidados en nuestra infancia, y que en ocasiones minimizamos, o no tenemos conscientes.
Quisiera comentar 3 situaciones en las cuales a menudo no consideramos a nuestro bebé como una persona, igual que nosotros.

Dejar al bebé llorar durante la noche, para que aprenda que nadie lo atenderá
El tema del sueño del bebé lo he abordado muchísimas veces en este blog. Pero podemos decir que el dormir solo es una situación rara para el ser humano, que en la cultura occidental sucede entre los 5 y los 25 años de edad, según el Dr. Carlos González. Porque todo el demás tiempo, nos gusta dormir acompañados (y si no lo hacemos en ese tiempo, no es por falta de ganas)
Si uno lee esos libros para "entrenar" al bebé a que "aprenda" a dormir, lo que encontrará son métodos conductistas, que primero apelan al miedo de los padres (Si no "enseñas" a dormir a tu hijo, nunca aprenderá, no secretará suficiente hormona del crecimiento, estará cansado durante el día). Esos libros intentan asustarnos, porque unos padres responsivos, simplemente no podrían dejar llorar al bebé deliberadamante por sí mismos. Y pongo entre comillas "aprender" porque el bebé no aprende a dormir. Aprende que aunque se desgañite, nadie le hará caso, y acaba por no llamar más.
La cuestión es que el dejar llorar a tu hijo, es deshumanizarlo. Es no verlo como una persona, que no puede hablar y que algo necesita durante la noche, algo que puede ser tan simple como sentir a las personas que más lo quieren cerca.
Cuando uno deja al bebé en la cuna, sale del cuarto, y lo deja llorar, está considerando que el bebé no es tan humano como el marido, o el abuelito. Nadie se atrevería a decirle a una persona adulta, que durante la noche no le haremos caso, si mi esposo me llamara en la noche y me dijera que necesita hablar, nunca se me ocurriría decirle que no es hora, que es hora de dormir, y que llore solito en su cama hasta que se duerma. Bueno pues al bebé si se lo hacemos, y eso que no puede hablar para decirnos lo que necesita.

El estimular al bebé para que defeque con un supositorio/termómetro

Muchos bebés amamantandos desde las 6 semanas y hasta que empiezan a comer alimentos sólidos, no evacúan diario. Eso es normal. No es estreñimiento.  Nos podemos dar cuenta porque después de unos días, acaba haciendo popó y no es sólida, sino pastosa. El estreñimiento son bolitas duras. (Los bebés que toman leche artificial si se pueden estreñir, una razón más para evitarla)
Cualquiera que diga que un bebé amamantado está estreñido porque no evacúa diario, simplemente desconoce que el bebé amamantando a veces no hace popó diario y es normal.
Lo peor es cuando escucho que muchas mamás han sido aconsejadas en "estimular" el ano del bebé con un supositorio/termómetro u otro objeto, para que defeque. Bueno ya vimos que es normal que no defeque, ahora el estimularlo es simplemente innecesario en el mejor de los casos, y en el peor, pensémoslo bien, bastante raro.
Cuando introducimos un supositorio o termómetro en el ano de nuestro bebé, nuevamente y sin darnos cuenta, lo estamos deshumanizando. Creo que muchas mamás y papás simplemente no considerarían poner un supositorio o termómetro en el ano de un niño digamos de 6 años. Porque ya lo vemos como persona, sabemos que no le gustaría, y muchos pensaríamos que es humillante o hasta dañino para su bienestar.
Bueno pues es igual con el bebé, pero nuevamente, no lo vemos como persona.


La circuncisión
No existe ninguna asociacion médica que rutinariamente recomiende la circuncisión. De hecho está prohibida en algunos países del mundo, como Alemania y Australia.
La mayoría de los hombres no están circuncidados, y el país donde hay más niños circuncidados es Estados Unidos donde son el 55%. 
Globalmente, el 70% de los hombres en el mundo están intactos con su prepucio.
La mayoría de los niños que son circuncidados, lo son por motivos religiosos o porque sus padres así lo desean cuando nacen, y no imaginan que pueda ser de otra manera. Si pensamos en la ética de esta situación, podemos considerar desde el punto de vista médico, que la circuncisión es simplemente un procedimiento estético, que no previene enfermedades como antes se pensaba, y que causa dolor y sufrimiento en una persona que es incapaz de consentir a ese procedimiento, y que inclusive en ocasiones provoca riesgos mayores. Para leer más acerca de como la circuncisión tiene efectos que perduran toda la vida, ir aquí
Pensemos los siguiente:
Cuando un padre o madre presenta a un bebé para circuncidarlo, el bebé es el paciente, el cual tiene derecho a conservar su integridad genital. No debería ser tan dificil darnos cuenta de que el bebé tiene derecho a decidir si una parte de su cuerpo, en este caso el prepucio, debe ser cortado o no.
La mayoría de las veces que pasado el tiempo en que un niño deja de ser bebé y se le hace una circuncisión, hay tratamiento más conservador para evitar cortarle el prepucio. Muchas personas desconocen que hay que hacer con el pene natural de un bebé.
Las niñas y los niños tienen pliegues naturalmente en sus genitales, y a nadie se le ocurre que hay que lavar adentro de la vagina de una niña, es cuestión de sentido común saber que la vagina se limpia sola. Si llega a haber alguna irritación, con cremas se puede curar. Igualmente el prepucio está unido a la cabeza del pene, y no hay que limpiarlo por dentro, de la misma manera que no limpiamos los parpados por dentro, ¡y mucho menos los cortamos!
Por ejemplo, se sabe que las mujeres de 50 años, tienen una probabilidad de 8.74% de contraer cancer de seno durante sus siguientes 30 años. Y a nadie se le ocurre que dada que la probabilidad es tan alta, es necesario extirpar los senos de las niñas recién nacidas.
Cuando llevamos a nuestro bebé a circuncidar, nuevamente los estamos deshumanizando. Le estamos quitando el derecho de decidir sobre su propio cuerpo, y lo estamos condicionando para que siga haciendo eso con sus posibles hijos.

Yo pienso que los papás, cuando tengamos dudas de cómo actuar ante alguna situación relacionada con nuestro bebé, debemos pensar en la regla de oro: en cómo nos gustaría ser tratados nosotros mismos.
No olvidemos que nuestro bebé, aunque no pueda hablar, es un ser humano, es una persona, igual que nosotros


Levy, K. N. (2013). Introduction: Attachment Theory and Psychotherapy. Journal Of Clinical Psychology, 69(11), 1133-1135. doi:10.1002/jclp.22040

Colmer, K., Rutherford, L., & Pam, M. (2011). Attachment theory and primary caregiving.Australasian Journal Of Early Childhood, 36(4), 16-20.

16 diciembre 2013

Currículum D.I. Ana Charfén, IBCLC

Resumen
Ana Charfén es Consultora en Lactancia Certificada Internacionalmente, (IBCLC) además de Licenciada en Diseño Industrial y de estar cursando la Maestría en Diseño Estratégico e Innovación en la Universidad Iberoamericana.
Antes de tener hijos, trabajó diseñando Envases y embalajes, en Kimberly Clark de México y para diversas empresas.
Es docente de licenciatura en la Universidad Iberoamericana y da consulta privada en lactancia materna, además de ser la autora y administrar el sitio www.cozybebe.org
Lactivista, blogger, madre, y divulgadora de temas relacionados con la crianza respetuosa y lactancia 
materna.

Experiencia En Lactancia Materna
Consultora en Lactancia materna certificada Internacionalmente (IBCLC) en práctica privada, número de certificación L-19546, antes 11170080 por IBLCE desde el 2011

Liga de la Leche Internacional. Asesora en lactancia materna. Trabajo voluntario dando asesoría y consulta de lactancia materna por teléfono, email y a domicilio. Manejo y administración de tres grupos de apoyo a la lactancia materna en el Poniente del D.F. desde 2005 a la fecha

COZYBEBE. Creadora, directora y administradora. Diseño total de sitio de internet www.cozybebe.org con información y tienda en línea funcionando, blog, comunidad en Facebook y Twitter, desde 2005.

Educación Formal
Universidad Iberoamericana. | 2012 - presente. Maestría en Diseño Estratégico e Innovación.
 
Universidad Iberoamericana. | 1990-1995. Licenciatura en Diseño Industrial. Reconocimiento al promedio más alto. Tesis: Diseño de material didáctico para niños sordos.


Actividades Extra Académicas

o Liga de La Leche de México, A.C. Taller Nacional de Líderes Chapala, julio 2012 (Organización y búsqueda de ponentes)

o Liga de La Leche de México, A.C. Taller Nacional de Líderes Temixco, Morelos, Julio 2011 (Organización y búsqueda de ponentes)

o Planeación estratégica para la Liga de La Leche de México A.C. Impartida por Rubén Aguilar, marzo 2011

o Liga de La Leche de México, A.C. Taller Nacional de Líderes Chapala, Jalisco, Julio 2010 (Organización y búsqueda de ponentes)

o Lacmater Ibfanmex, A.C. Curso de Actualización en el Manejo Clínico y Práctico de la Lactancia Materna. 120 horas

o La Leche League International. Conferencia Internacional. Chicago, USA. 2007

o Liga de La Leche de México, A.C. Taller Nacional Para Líderes. Lagos de Moreno Jalisco, 2007

o Liga de La Leche de México, A.C. Curso de habilidades para la comunicación, 2006

o La Leche League International. Conferencia Internacional. Washington, USA. 2005

o Liga de La Leche de México, A.C. Taller Latinoamericano para Líderes. Chapala, Jalisco, 2004

Cursos y Conferencias impartidos:
 Conferencias en Taller Nacional para Líderes, Chapala Jalisco. Julio 2012
  1. Evaluación Física del recién nacido. 
  2. El peso del bebé amamantado: seguimiento del desarrollo normal a través de los estándares de la OMS. 

 Conferencias en Taller Nacional para Líderes, Temixco Morelos, julio 2011.
  1. Mastitis y procesos inflamatorios del seno. 
  2. Paso de medicamentos a la leche materna.

Universidad del Valle de México. Conferencia Lactancia Materna para estudiantes de Nutrición. 2010.

Telefónica Movistar. Asesoría para sala de lactancia y charlas a trabajadoras embarazadas. Tema: Lactancia Materna. 2008

Instituto Mexicano de Perinatología. Impartición de cursos y pláticas periódicas a estudiantes de nutrición, enfermeras, médicos, nutricionistas. 2005 a 2007

 Conferencias en Taller Nacional de Líderes de LLL, Chapala Jalisco, Julio 2010.

  1. Normalizando la Lactancia Materna.
  2. Lactancia Durante el Embarazo y en Tándem.

Conferencia en Taller Nacional para Líderes, Lagos de Moreno Jalisco 2007.

  1. Desarrollo Normal del bebé amamantado: Como prevenir y resolver los problemas de crecimiento.

Participación en medios de comunicación.

Televisión

o Televisa, ForoTV. Programa Respuesta Oportuna. Con Dra. Diane Perez y Marta Guzmán. Tema: Lactancia Materna, 10 mayo 2012

o Televisa, ForoTV Programa Respuesta Oportuna. Con Dra. Diane Perez y Marta Guzmán. Tema: Lactancia Materna 30 marzo 2011.

o TV Azteca. Programa Bienestar AM con Gabriela González Alcalá, Entrevista de lactancia materna 13 enero 2011

o CNN en Español Entrevista acerca de la ventaja de los grupos de apoyo para madres y el papel de la Liga de La Leche. Julio 2007

Radio

o Imagen Radio 90.5 Programa Crónicas de Salud con Ethel Soriano, 22 junio 2010 y 11 junio 2010

o Imagen Radio 90.5 Programa Crónicas de Salud con Ethel Soriano. Julio 2007.

REVISTAS (Entrevistas y Artículos):

o Padres e hijos. Junio 2012

o Padres e hijos. Septiembre 2009

o Revista Barrio Santa Fe: A favor de la Vía Láctea http://cozybebe.blogspot.com/2008/08/favor-de-la-via-lactea.html. Agosto 2008.

o Revista Poder 360: Cuando la Marca no es todo http://www.poder360.com/article_detail.php?id_article=334 .Mayo 2008.

o Embarazo y Parto. Febrero 2008

o BBmundo. Enero 2006

Redes sociales

· Facebook: COZYBEBE crianza respetuosa y lactancia materna. www.facebook.com/cozybebe.org

· Twitter: @cozybebe

16 noviembre 2013

LO ESTAS MAL ACOSTUMBRANDO A LOS BRAZOS

Tomado de la red

LO ESTAS MAL ACOSTUMBRANDO A LOS BRAZOS
me afirmo el verdulero… Díselo a la naturaleza, que lo ubicó 9 meses cerca de mi corazón, 9 meses al compás de mi respiración, 9 meses en compañía de mi voz. Ella lo mal acostumbró primero, que sabiamente llenó mis pechos lecheros, para seguir siendo, uno los dos.
Que te explique la naturaleza, por qué me sonríe cuando estoy fea y me estira los brazos loco de amor.
¿Que lo estoy mal criando en brazos? cuando no me pide zapatos, ni un auto de lujo, tan solo que lo tome, por besos babosos a cambio. No me niego a sus brazos, porque negarme, sería reprimir el amor más puro e incondicional, me pide brazos porque después de pasar casi un año tan unidos como jamás lo volveremos a estar, nuestro único consuelo es abrazarnos, para no extrañarnos tanto y amarnos más y más.
Después de todo, más temprano que tarde aprenderá a caminar y todo esto será un hermoso recuerdo, de cuando una vez él fue bebé
y mis brazos eran todo para él. Así que señor verdulero, sin duda la naturaleza es más sabia que ambos, lo que para usted es “mal acostumbrarlo a los brazos” ella lo llama AMAR, MAMAR, MAMÁ, ni los árboles sueltan sus frutos pequeños, los cargan, hasta que estén listos, es lo natural; me dije. Y yo le respondí: Dos kilos de papa, uno de cebolla…" Eloísa Alarcón

05 noviembre 2013

Mi bebé llora cuando toma pecho, succiona y lo suelta

por Ana Charfén, IBCLC
¿Por qué mi bebé llora mientras toma pecho?
Una de las situaciones más desconcertantes para una nueva mamá que amamanta, es cuando, después de que ya pasaron las primeras semanas de lactancia materna, parece que todo está tomando cauce, y el bebé comienza a tener un comportamiento que no entendemos del todo. Casi siempre sucede alrededor de cuando el bebé cumple su primer mes de edad.
Primero que nada debemos asegurarnos de que el bebé tome pecho sin horarios, tan seguido y por tanto tiempo como desee, para que la lactancia se lleve a cabo exitosamente.
Algunas mamás lo describen así: "Mi bebé empieza a querer tomar pecho, me lo pongo para amamantarlo, comienza a succionar, y repentinamente se suelta y llora un poco. Luego se vuelve a prender, succiona un poco más, y se vuelve a soltar enojado. Poco a poco se va desesperando más, hasta que llora inconsolablemente y yo a entristecerme. Pareciera que algo de mi leche no le gusta"

Algunas mamás empiezan a hacer teorías, casi siempre incorrectas, entre las cuales se encuentran:

"No tengo leche y por eso mi bebé se enoja y se suelta" Si tu piensas que ésta es la razón del llanto al pecho de tu bebé, tal vez te sientas tentada a darle un poco de leche artificial para ver si es eso. Y desafortunadamente, muchos bebés se toman la leche artificial a pesar de que acaban de tomar pecho por un buen rato. Esto sucede porque el bebé tiene un instinto de succión muy pronunciado, y la leche del biberón le sale muy fácilmente. Su estómago se rellena casi a reventar, y queda "como boa abotagada". Listo, para muchas mamás, esa es la confirmación de su teoría de que no tenían leche. Desafortunadamente, al día siguiente se repite, y poco a poco, su producción de leche efectivamente se empieza a reducir, porque su pecho recibe menos estímulo,y puede ser que la mamá acabe perdiendo su leche antes de lo que hubiera deseado. No caigas en la tentación, si tu bebé toma pecho a libre demanda, moja unos 6 pañales cada 24 horas, y va subiendo de peso de acuerdo a su edad, es seguro que sí tienes suficiente leche.

"Tengo demasiada leche y mi bebé solo quiere succionar para dormirse, y cuando le sale leche se enoja" Cuando algunas mamás piensan eso, deciden darle un chupón a su bebé, para que deje de llorar. He discutido los riesgos para el desarrollo maxilofacial del uso de chupón aquí, y si eso no es suficiente para persuadirle que no le des chupón a tu bebé, puedes saber que el hecho de succionar un chupón en lugar del pecho también te puede ocasionar que tu producción disminuya. Si un bebé cada vez que se disgusta, se le introduce un chupón en la boca como si fuera un switch de OFF, succionará menos tiempo el pecho, entonces lo estimulará menos, y tal vez dejará de producir suficiente leche, si sucede muy seguido durante el día. Además a nadie le gusta que cuando mostramos inconformidad, en lugar de atender nuestra necesidad, se nos impida seguir expresándola. Si tu sientes que tu bebé solo quiere dormirse, puedes probar meciéndolo, arrullándolo, en un rebozo para bebé, para ayudarlo a dormir sin tener que darle el chupón. Pero desde luego, primero asegurarse que si haya tomado pecho, o amamantarlo con el rebozo. Por otro lado, si el bebé llora justo en el momento en que sientes que sale la leche y a menudo se ahoga con el chorro de leche, si es probable que comience a asociar el tomar pecho con angustia de ahogarse. Si eso sucede, puedes probar a soltar a tu bebé cuando sientes que está brotando la leche, y esos primeros chorros que salen con fuerza, dejar que caigan en una toallita. También funciona para el reflejo de eyección con demasiada fuerza, el colocarte reclinada a amamantar, y tu bebé encima de tu pecho. Eso hace que la leche al luchar contra la gravedad, salga con menos fuerza.

"Algo que comí seguramente hace que mi leche no le guste a mi bebé, y por eso se suelta y llora" También puede ser que pienses que algún alimento que ingeriste, está pasando a través de tu leche a tu bebé y le esté causando incomodidad. Luego le preguntas a alguien en un foro de internet, y te hablan de mil dietas y cosas que no debes de comer durante la lactancia materna. Y empieza el martirio de evitar todas las cosas que te dijo tu prima, cuñada, señora de la tienda de la esquina etc. y resulta que ya solo puedes comer chayotes y arroz. ¿Y quien va a querer amamantar con esa dieta tan triste?. Buenas noticias: es casi seguro que si en tu familia no hay alergias alimentarias, tu bebé herede esos genes y sea poco probable que tenga alergias. La mayoría de las mamás pueden comer todo lo que quieran, les guste, les caiga bien y forme parte de su dieta normal, sin afectar su lactancia. Puedes saber especialmente que si el llanto al pecho de tu bebé es durante cierta hora del día, como la noche, es poco probable que esté relacionado con alergias alimentarias. Aquí hablo de ese tema. El tema de lo que uno debe o no comer, es básicamente cultural, y lo que es bueno en ciertas partes del mundo para amamantar, está "prohibido" en otros países. Te sugiero leer más acerca de la alimentación de la mamá que amamanta aquí

A veces puede ser que el bebé se despegue llorando del pecho porque la boca le duele, por ejemplo si tiene algodoncillo, puedes revisar en interior de su boquita para ver si notas parches blancos que parecen algodón y que no se quitan si los intentas limpiar con una toallita, o si lo logras en el lugar quedan puntos de sangre. Si es así, conviene llamar al médico.

También puede ser que tu bebé tenga un catarro y su nariz esté tapada, y no pueda respirar durante la toma y por eso se suelte, para eso puedes probar ponerle una gotita de tu leche en cada orificio nasal para descongestionarlo. A veces también puede ser que el resfriado haga que les duela la garganta o el oído. En ese caso tal vez sera buena idea llamar al médico.


Muy seguido cuando estoy en una reunión de alguno de mis grupos de apoyo a la lactancia materna, si hay varias mamás con bebés de uno o dos meses, comentan que su bebé a cierta hora del día, empieza a llorar mientras toma pecho.

Es muy frustrante, pero debes saber que es algo muy común. Es solo una etapa que pronto pasará. A algunas mamás les funciona dejar de dar pecho al bebé, y bañarlo, hacerle masaje, cargarlo boca abajo sobre su brazo y mecerlo, ponerlo en el rebozo, o ponerlo a ver cuadros de la pared mientras lo cargamos. Si nos sentimos muy nerviosas, podemos pasarle al bebé a su papá o a alguien que esté menos nervioso.

Y siempre recordar, que si nada funciona, siempre es mejor llorar en los brazos de alguien que nos ama.

26 septiembre 2013

El olor de el bebé causa adicción

Por Ana Charfén, IBCLC
En este estudio, los investigadores identificaron señales olfativas como mediadores principales de la unión que se desarrolla entre una madre y su bebé. Y encontraron que el olor corporal de un recién nacido de dos días, provoca reacciones maternales en las mujeres, independientemente de si son madres o no. Esto significa que el olor corporal puede actual como desencadenante de los mecanismos de unión entre la madre y su hijo.
El olor corporal de los humanos consiste un amplio rango de componentes volátiles y no volátiles, que nos dan pistas acerca de aspectos como edad, género, estrés y enfermedades, y puede influir directamente en la atención que recibimos. En general el olor corporal se percibe de manera negativa, e invertimos muchos recursos para eliminarlo, sin embargo, se nos olvida que ciertos olores corporales pueden ser sumamente positivos y placenteros, como por ejemplo el del bebé recién nacido, el cual junto con otras características del bebé es considerado como uno de los aspectos que ayuda enormemente al apego que se desarrolla entre la madre y su hijo. Este proceso es bidireccional, lo cual significa que el olor materno también atrae al bebé.
Muchas veces las madres pasamos horas con nuestro hijo en brazos, deleitándonos con su fragancia. Y ahora sabemos que el olor del bebé recién nacido nos hace sentirnos atraídas hacia el.

24 septiembre 2013

La canción de una persona, en África

Tomado de Facebook.
Existe una tribu en África, donde la fecha de nacimiento de un niño no se toma como el día en que nació, ni como el momento en que fue concebido sino como el día en que ese niño fue “pensado” por su madre. Cuando una mujer decide tener un hijo, se sienta sola bajo un árbol y se concentra hasta escuchar la canción del niño que quiere nacer. Luego de escucharla, regresa con el hombre que será el padre de su hijo y se la enseña. Entonces, cuando hacen el amor con la intención de concebirlo, en algún momento cantan su canción, como una forma de invitarlo a venir. Cuando la madre está embarazada, enseña la canción del niño a la gente del lugar, para que cuando nazca, las ancianas y quienes estén a su lado, le canten para darle la bienvenida. A medida que el niño va creciendo, cuando el niño se lastima o cae o cuando hace algo bueno, como forma de honrarlo, la gente de la tribu canta su canción. Hay otra ocasión en la que la gente de la tribu le canta al niño. Si en algún momento de su vida, esa persona comete un crimen o un acto socialmente aberrante, se lo llama al centro de la villa y la gente de la comunidad lo rodea. Entonces, le cantan su canción. La tribu reconoce que la forma de corregir un comportamiento antisocial no es el castigo, sino el amor y la recuperación de la identidad. Cuando uno reconoce su propia canción, no desea ni necesita hacer nada que dañe a otros. Y así continua durante toda su vida. Cuando contraen matrimonio, se cantan las canciones juntas. Y finalmente, cuando esta persona va a morir, todos en la villa cantan su canción, por última vez, para él.
Puedes no haber nacido en una tribu africana que te cante tu canción en cada una de las transiciones de tu vida, pero la vida siempre te recuerda cuando estás vibrando a tu propia frecuencia, y cuando no lo estás. Sólo sigue cantando y encontrarás tu camino a casa.

11 julio 2013

Lugares comunes de la lactancia materna en México



 Por Ana Charfén, IBCLC
soy otro cuando soy, los actos míos

son más míos si son también de todos,

para que pueda ser he de ser otro,

salir de mí, buscarme entre los otros,

los otros que no son si yo no existo,

los otros que me dan plena existencia,

no soy, no hay yo, siempre somos nosotros

Octavio Paz

¿Es la lactancia materna una actividad importante para las mujeres y sus hijos?
Nadie debería intentar convencernos de que los seres humanos deberían recibir leche humana los primeros años de vida. Es una situación de sentido común: Los seres humanos somos mamíferos, y ningún mamífero desteta a su cría para darle leche de otra especie aparte de nosotros. Es interesante explorar las causas que nos han llevado a creer que este destete prematuro es deseable o por lo menos normal.
Cada especie de mamífero produce la leche que mejor desarrolla a sus criaturas: la leche de las focas es alta en grasa para crear una gruesa barrera en la piel para proteger a las criaturas del frio. La leche de las vacas es alta en proteínas y grasas porque los terneros deben ponerse en pie poco tiempo después de nacer y seguir a la manada, la leche humana es alta en varias proteínas y azúcares que favorecen el desarrollo del cerebro, que no se encuentran en ninguna otra leche, ya que es el órgano que nos ha llevado al éxito evolutivo. (Cozybebe, 2012)
Lo que podemos entender casi de manera intuitiva es que es un hecho definitivo que la lactancia materna es la manera natural de alimentar al bebé y niño pequeño. Los principales organismos mundiales de Salud, tales como la OMS tienen políticas con respecto al amamantamiento, en el cual indican que la lactancia se debe llevar a cabo por lo menos dos años, durante los cuales los primeros 6 meses serían de manera exclusiva. (OMS, 2013)[1]
De manera análoga, prácticamente todas las asociaciones médicas reconocen que los niños que reciben leche artificial, padecen mayor riesgo de enfermarse,  (OMS, 2012) entre las cuales están las enfermedades respiratorias, diarrea, paludismo, cánceres, diabetes, obesidad y VIH.
Así mismo el amamantar ayuda a reducir el riesgo de cáncer de seno en las mujeres que la llevan a cabo (Aguilar Cordero MJ, 2010) Les ayuda a perder peso,  y crea un vínculo emocional entre la madre y su hijo. Es también reconocido por la comunidad científica, que los niños que han sido amamantados, tienen mejores condiciones psicológicas durante su vida. (Cable, 2012)[2] La ONU subrayó que cada año se salvaría la vida de 1,3 millones de niños menores de un año, si se alimentasen solamente con leche materna. (ONU, 2009)

Barreras culturales para que las mujeres amamanten
En el análisis de Save The Children: How overcoming barriers to breastfeeding will save children’s lives, se identifican cuatro barreras culturales que evitan a las mujeres tener lactancias exitosas: la falta de apoyo familiar, la ignorancia de los proveedores de salud acerca de esta práctica, la falta de protección legal y leyes que protejan la lactancia materna, y la agresiva publicidad sin regulación de las compañías que producen leche artificial para bebé  (Save The Children, 2013).
En este trabajo nos enfocaremos en las barreras culturales que impiden a las mujeres amamantar en México, a través de la identificación de lugares comunes relacionados con la lactancia materna, en la cultura mexicana
A pesar de las claras ventajas que la lactancia materna reporta al bebé y a la madre, es una actividad que en México ha ido decayendo, encontrándose en la actualidad entre los 10 países con menor tasa de iniciación de lactancia materna, con 18% (Save The Children, 2013). La lactancia materna exclusiva los primeros 6 meses decayó de 22.3% en 2006 a 14.4% en 2012 (Gutiérrez JP, 2012)
Aunque México adoptó una política oficial de lactancia, no hay un plan de acción para implementarla y el entrenamiento que reciben los trabajadores de la salud para la mejor alimentación del bebé es inadecuada. La estrategia nacional para comunicar los beneficios de la lactancia es pobre, los mensajes contienen información incorrecta y la campaña no ha estado activa durante el ultimo año. Adicionalmente las mujeres tienen una incapacidad por maternidad menor a la recomendada internacionalmente. (Save The Children, 2013)
Podríamos citar interminablemente los beneficios de amamantar, y organismos que hablan de cómo la cantidad de niños amamantados es menor de lo ideal. Sin embargo, es cierto que la lactancia materna es una actividad que muestra una clara tendencia a la disminución en México, en contraste con lo que sucede en otros países.
Para esto hablaremos acerca de cómo se forma la imagen de la mujer y de la madre en México, que nos llevará a desentrañar algunos lugares comunes de la lactancia en México.

Percepción de que la lactancia materna es una actividad que solo hacen las clases bajas
Es un hecho que podemos observar a las mujeres amamantando naturalmente en comunidades rurales, en la calle o en el metro. La mayoría de estas mujeres tienen rasgos indígenas. De hecho es posible que para muchas personas sea la única imagen que posean de una mujer amamantando. Se relaciona la lactancia materna con el ser indígena, con ser inculta, con no contar con suficientes recursos para comprar leche.
Los bebés indígenas en la época prehispánica no podían más que ser alimentados naturalmente, y se referían a ellos de manera positiva: 
“Está plenamente confirmado por estudios antropológicos que los niños y niñas de  ese tiempo estaban considerados con un alto valor estimativo por los nahuas, aztecas, mayas y en general en toda América precolombina, por lo cual eran llamados con sobrenombres cariñosos como jade, ámbar, o hacían referencia de ellos con los colores del plumaje del cenzontle. De esta manera la lactancia ocupaba una actividad predominante en las actividades de las madres ya que la leche materna era considerada alimento enviado por los dioses y encargado a la madre para el bebé, así es que el destete simplemente ocurría cuando el niño o la niña dejaba de interesarse en ella, para lo cual, aproximadamente a los dos años se realizaba un convite para todos los habitantes de la comunidad.” (Ortiz Liñán, 2012)
Hay amplias referencias de que muchas mujeres no han amamantado a sus propios hijos desde épocas muy remotas, sobre todo en la cultura occidental, por ejemplo en Egipto se alquilaban mujeres para amamantar a los hijos de alta sociedad. Platón describe en la Grecia clásica, que las nodrizas eran muy comunes, y que pocas mujeres con capacidad económica amamantaban a sus propios hijos. Aristóteles describe métodos para determinar si la leche de una mujer o de una nodriza es apta para el lactante, En Gynecia, Sorano de Efeso describe como elegir una buena nodriza y como debe ser su dieta y su régimen de vida.

“Con respecto al Imperio romano dice Paul Veyne: apenas venido al mundo el recién nacido, nino o niña se le confiaba a una nodriza: había pasado la época en que las madres criaban a sus hijos ellas mismas. Pero la nodriza hace mucho más que amamantar: la educación de los chavales, hasta la pubertad, le está confiada a ella y a un pedagogo, también llamado criador (nutridor, thropheus) encargado de su buena educación” (Mendiola, 2010)

Ya en Francia de los siglos XIII al XIX, era muy común que las nodrizas fueran las que daban pecho a los niños. Las nodrizas eran de clase humilde, y amamantaban a más de un niño, el propio y el que cuidaban. Muchas mujeres daban sus hijos para que vivieran con la nodriza, que se los regresaba “criados” ya que tenían dos o tres años y sus necesidades de cuidado no eran tan intensas.
(Baby Bottle Museum, 2011)
La lactancia es un control efectivo de la natalidad, lo que propició que las masas campesinas fueran menos prolíficas que los aristócratas, cuyas mujeres, liberadas de la crianza, tenían mucho más hijos. Era común tener 15 a 20 hijos, sin embargo pocos vivían. En París en esa época, de 21007 niños nacidos, 1801 fueron amamantados por su madre y 19199 por nodrizas. Hasta muy recientemente la mortalidad infantil era muy grande. (Sotomayor, 2000)
En el siglo XVII se empezaron a utilizar los primeros biberones, con resultados desastrosos. Estaban fabricados de piel, madera o pewter, inclusive cuernos de animales. (Baby Bottle Museum, 2011)


(Baby Bottle Museum, 2011)

La mortandad infantil cuando surgieron los primeros sustitutos de la leche materna, fue enorme.  
La leche de vaca modificada no es apta para la digestión de los bebés, por lo que muchos morían si no eran amamantados. Es de notar el biberón de la época victoriana, conocido más tarde como “the Murderer” (Baby Bottle Museum, 2011) que era imposible de limpiar adecuadamente por la forma del popote y el estrecho cuello, ocasionaba graves infecciones intestinales que llevaban a la muerte a los bebés.
(Baby Bottle Museum, 2011)
Las tradiciones europeas en cuanto al cuidado infantil fueron traídas al nuevo mundo durante la Colonia, y las Chichihuas (nodriza en Náhuatl) eran contratadas para amamantar a los niños. Fray Diego de Landa en su Relación de las cosas de Yucatán, menciona que los mayas amamantaban a sus propios hijos hasta los cuatro años de edad, por lo que crecían sanos y fuertes. Lo mismo sucedía con los mexicas que igualmente amamantaban hasta los 4 años. En la Colonia, Fray Toribio de Benavente Motolinía relata que si una mujer tenía gemelos, “les daba a ambos la teta” y no buscaba nodriza. La Santa Inquisición permitía a las presas tener a sus hijos lactantes en sus celdas, hasta el destete. Sin embargo en la clase alta y media, el cuidado infantil era llevado a cabo por nodrizas. El fraile capuchino Francisco de Ajofrín en el siglo XVIII escribió: “la crianza de los hijos en la gente principal es como corresponde a su carácter, aunque nunca calificaré por acertado el estilo de entregarlos a mulatas” hablando de que las nodrizas de raza negra eran muy comunes en el cuidado de los hijos de las familias españolas, criollas y hasta mestizas. (Hernández Morales, 2011)

Era tan extendido el uso de nodrizas que hasta la Casa de Niños Expósitos requerían sus servicios. Esto sucedía en pleno siglo XIX, tal y como lo relata madame Calderón: “En medio de la revolución nos divirtió el más pacífico de los espectáculos: la llegada de todas las nodrizas de la Casa de Cuna, que venían de los pueblos para recibir su mesada. Cuando un niño nace se le confía a una nodriza india en uno de los pueblos inmediatos a México, estas nodrizas tienen una fiadora, persona responsable que vive en el mismo pueblo y responde por su buena conducta, se le paga a cada nodriza cuatro pesos al mes, suma suficiente para decidir a una india pobre y con familia, a que se agregue un ser más a la que ya tiene” (Hernández Morales, 2011)


Relata Bartra el nacimiento de la imagen femenina para México: “Los mitos fundacionales del alma mexicana nos conducen a dos fuentes originarias y aparentemente contrapuestas: por un lado la virgen-madre protectora de los desamparados, la Guadalupana: por otro lado la madre violada y fértil, la Malinche. Sin embargo creer que son símbolos contrapuestos y diferentes obedece evidentemente a una idea piadosa que no admite abiertamente la profunda dimensión erótica y sexual de la Virgen en la cultura cristiana. Un examen atento y desprejuiciado nos llevará, me parece a contemplar a la Malinche y a la Virgen de Guadalupe como dos encarnaciones de un mismo mito original. Las dos Marías se funden en el arquetipo de la mujer mexicana.” (Bartra, 2007)
La imagen de la madre en México está encarnada en estas dos contradicciones: la Virgen de Guadalupe, la madre idealizada y santa, y a la vez, la india violada, la Malinche, la traicionera. Dominante y dominada, virgen y ramera, reina y esclava, abnegada y rebelde.
Dice Bartra: “las antiguas madres de los dioses y de los hombres, con una sensualidad primigenia que es vista por el cristianismo como el espectro del pecado y de la culpa heredada, jamás dejan de rondar a las hembras mexicanas y, por extensión, a la misma Virgen de Guadalupe”

Es interesante la contemplación de la obra de Frida Kahlo, “Mi nana y yo” de 1927. Frida fue criada por una nodriza indígena contratada por los Kahlo, que fue despedida por beber en horas de trabajo. En el cuadro se puede observar la relación entre Frida y la nodriza, fría, distante, reducida al acto de la alimentación, la ausencia de contacto visual entre la nodriza y la niña y la máscara que cubre el rostro de la nodriza. Se aprecia que la nodriza no siente ternura por Frida, no la abraza ni acaricia, sus cuerpos no están frontalmente. Esta nodriza muestra el retrato de la imagen de la maternidad para muchos niños en México. (Mammalia, 2013)
La aristocracia mexicana también utilizó a las nodrizas-nanas para criar a los niños. Escuché a mi propia abuela, hija de hacendados, relatar cómo se llevaba a cabo la lactancia: “mis hermanos eran amamantados por las nodrizas, las cuales venían a la hacienda para dar leche al niño, a cambio de dinero. Era un problema, cuando a veces no venían  a amamantar, causando una terrible angustia en mi madre. Para evitar el contacto de la piel del bebé con la piel de la nodriza, por higiene,  se utilizaba una especie de sábana que tenía aberturas a la altura de los senos para que la mujer pudiera amamantar a la criatura”. Los niños de clase alta eran criados principalmente por nanas.

La madre lactante muchas veces es revestida de una serie de características, y en función de ello, recibe presiones hacia lo que "debe ser" la lactancia. En el caso latinoamericano la madre es asociada a la Virgen María, y como tal, se le exige desexualizar la lactancia, lo que genera ansiedades y presiones (Langer, 1985)
Inclusive la imagen del Instituto Mexicano del Seguro Social es una mujer amamantando, mezcla de indígena, virgen, madre, con alas ajenas, de águila.
En la actualidad así es visualizada la mujer de clase acomodada en México: correcta, y abnegada, desexualizada ante la sociedad pero disponible sexualmente para su esposo. Desarraigada de la crianza de los hijos, que es llevada a cabo por las nanas, indígenas, nodrizas modernas.

Muchas mujeres relatan cómo no amamantan porque tal vez sea desagradable que el hijo esté constantemente colgado del seno, día y noche. Es algo de “marías”, primitivo, que remite a nuestras raíces indígenas, animales y mamíferas. Algunas mujeres modernas sienten que están liberadas del yugo de la crianza: o trabajan y sus hijos se quedan en guarderías o con nanas, o aunque no lo hagan, el trabajo “sucio” como bañar, alimentar, cuidar a los niños, es llevado a cabo por estas indias mexicanas, las “muchachas”, las nodrizas. Muchas mujeres de clase alta sienten que la crianza es una actividad de segunda, no acorde a sus estudios o preparación. 

Y es difícil hablar del amamantamiento, cuando uno no ha estado inmerso en el demandante pero satisfactorio proceso. Visto desde fuera, pareciera que el amamantar es solo alimentar. Pero es mucho más que eso. Es el modo como la madre y su hijo crean una relación, que tiene implicaciones en el desarrollo emocional del bebé. Cuando una madre cría a su hijo, aprende a leerlo, aprende a satisfacer sus  necesidades físicas, pero también las emocionales, se construye el apego, el cual si es de tipo seguro, porque la madre respondió a las necesidades emocionales de su bebé, ayuda en su desenvolvimiento psicológico posterior, sobre todo en su competencia social, la seguridad en sí mismo y autoestima (Thompson, 2008) Es por esto que es necesario tomar en serio la lactancia materna, ya que adicionalmente a las ventajas en salud, favorece las ventajas emocionales. 

Por otro lado, nos menciona el Dr. Peter Hartmann (Hale & Hartmann, 2007)  “Si lo analizamos desde el punto de vista metabólico de la madre lactante, el pecho gasta en torno al 30% de la ingesta calórica, mientras que el cerebro solo gasta el 20%. Vemos, por tanto, que el pecho humano es un órgano tremendamente activo", explicando que, desde el punto de vista evolutivo, cuando una función humana gasta el 30% de la ingesta calórica, tienen que ser tremendamente importante para la supervivencia de la especie."

Es un hecho que la humanidad ha recibido leche humana por los millones de años que ha existido, y el tomar leche artificial es un “experimento” muy reciente. Lo que ha cambiado es que a los bebés y niños pequeños se les dan sustitutos de leche, a base de leche de vaca, y ya no reciben leche humana. La leche artificial difiere de la leche humana, de manera enorme, faltándole a la artificial todos los factores inmunológicos, anticuerpos, enzimas para digerir, hormonas para satisfacer el hambre y conciliar el sueño, entre muchísimos ingredientes y características aún no descubiertos.

Pareciera que desde la época de la colonia, el número de bebés amamantados ha sido siempre menor del ideal. Distintas instancias han hecho esfuerzos por aumentar los índices de lactancia materna a través de varias campañas, entre las cuales se puede mencionar la del Niño Robusto: “Como el próximo 9 de junio quedará cerrado nuestro interesante concurso de “niños robustos”, hemos estado recibiendo un buen número de fotografías de bebés que tomarán parte del certamen que trata de estimular a las madres a que amamanten a sus propios hijos” (Certamen fotográfico "el niño robusto", 1918)





Por otro lado debemos comentar la sexualización de los pechos femeninos en la cultura occidental, la cual se horroriza ante la idea de que un niño que habla y camine tome el pecho de su madre. Los pechos ante las mujeres y hombres en México, cumplen una función principalmente sexual. Y los implantes mamarios son una operación muy frecuente en la clase alta. Dice Susanamoo en su blog Erotómana: “Que les diga, a sus pechos, que los prefiere pneumáticos y firmes porque le encanta cabalgar frenéticamente y odia provocar el efecto histérico en el balancear desbocado. Que les diga a la cara que son una chapuza de la naturaleza, que ella las quiere redondas e idénticas como solo la ciencia sabe confeccionar.” (Moo, 2013)
Muchos hombres se sienten incómodos de que su mujer se saque el pecho cuando el bebé tiene hambre y amamante tranquilamente en público, a pesar de que los pechos sirven para eso: para amamantar.


Sin embargo debemos notar que todavía quedan algunas mujeres que si amamantan. Dice nuevamente Susanamoo: amar viene de mamar, que comparte la raíz con amma –madre- y mama –seno-, lo cual es un emocionante indicativo del ancestral reflujo de ternura que habita en nuestros pechos femeninos.

Algunas mujeres, por lo menos el 14% de las mexicanas, si amamantan y crían personalmente a sus hijos. Algunas mujeres encuentran en esa contradicción y mezcla de emociones maternales, tiernas y mamíferas; una experiencia instintiva y satisfactoria de muchas maneras:
 En una época descubrí el privilegio de reunir la fuerza de seguir a mi instinto,

y rendirme al amor que mi hijo recién nacido inspiraba en mí.

A menudo me lo preguntaba.

¿Es normal que no quiera soltar a mi hijo?

¿Está bien que prefiera tenerlo en brazos,

besarle la cabeza,

contarle las pestañas

rodear mi dedo con su manita

a dejarlo en su cuna?

¿Es correcto que abandone el camino que me había labrado,

la seguridad económica,

por no resistirme a esta fuerza sutil, pero poderosa que me impide soltar a mi bebé?

Enamoramiento es una palabra que describe a ese sentimiento. (Charfén, 2010)
He encontrado que existen muchas mujeres que disfrutan la crianza y no padecen a sus hijos, y encuentran que durante los primeros años, el amamantarlos les causa a ellas placer emocional. Es una tendencia a la alta en Europa, por ejemplo, donde el internet favorece que las madres interactúen y la información fluya libremente. En incontables foros se pueden leer como muchas mujeres eligen de manera consciente e informada amamantar a sus hijos, seguir haciéndolo mientras trabajan, y criarlos de manera respetuosa.
Mucho se aduce que las mujeres que trabajan están imposibilitadas para amamantar. Pero esto es simplemente desconocimiento de que ambas actividades se pueden llevar a cabo a la vez, teniendo resultados muy satisfactorios, como se puede leer en el libro La Hijas de Hirkani, lleno de testimonios de mujeres que han logrado trabajar y amamantar
En 1995, sólo 50% de las madres europeas amamantaban al recién nacido mientras que en 2010 la cifra se sitúa en 70%. En Francia, el 15% de los bebés son alimentados  con leche materna durante mes y medio, mientras que en Suecia, Suiza y Reino Unido el 65% de los recién nacidos recibe el seno durante cuatro meses. (Radio Francia Internacional, 2010)
La lactancia materna nos remite a nuestras raíces más primitivas, y aunque hay sustitutos que mantienen con vida a los niños que los consumen, la OMS y UNICEF mencionan que casi millón y medio de niños mueren al año solo por no ser amamantados. En la mayoría del mundo, la lactancia materna es a menudo la diferencia entre la vida y la muerte (OMS, 2013)


Trabajos citados


Certamen fotográfico "el niño robusto". (18 de mayo de 1918). El Universal.
Radio Francia Internacional. (19 de agosto de 2010). Recuperado el 27 de abril de 2013, de La lactancia materna en los países europeos: http://www.espanol.rfi.fr/europa/20100819-la-lactancia-materna-en-los-paises-europeos
Baby Bottle Museum. (19 de 11 de 2011). Recuperado el 26 de abril de 2013, de http://www.babybottle-museum.co.uk/full_page_index.htm
Aguilar Cordero MJ, G. J. (nov/dic de 2010). Breast feeding: an effective method to prevent breast cancer. Nutricion Hospitalaria, 25(6).
Bartra, R. (2007). La Jaula de la Melancolía, identidad y metamorfosis del ser humano. Debolsillo.
Cable, N. B. (2012). Gender differences in the effect of breastfeeding on adult psychological well-being. European Journal Of Public Health, 22(5), 653-658.
Charfén, A. (24 de noviembre de 2010). COZYBEBE. Recuperado el 27 de abril de 2013, de Yo no me callé: http://cozybebe.blogspot.mx/2010/11/yo-no-me-calle.html
Cozybebe. (6 de marzo de 2012). Recuperado el 21 de abril de 2013, de Blog Cozybebe: http://cozybebe.blogspot.mx/2012/03/la-leche-humana-es-irremplazable.html
Gutiérrez JP, R.-D. J.-L.-H.-N. (2012). Encuesta Nacional de Salud y Nutrición 2012. Cuernavaca: Instituto Nacional de Salud Pública.
Hale, T., & Hartmann, P. (2007). Hale and Hartmann's Textbook of Human Lactation. USA: Hale Publishing.
Hernández Morales, L. (2011). Criar hijos ajenos: Las nodrizas en México durante los signos XVIII y XIX. BiCentenario.
Langer, M. (1985). Maternidad y Sexo. Barcelona: Paidos.
Mammalia, B. (13 de febrero de 2013). Mammalia, porque somos mamíferos. Recuperado el 28 de abril de 2013, de Frida Hahlo y su inquietante mirada a la maternidad: http://mammalia.info/frida-khalo-y-su-inquietante-mirada-a-la-maternidad/
Mendiola, A. (2010). El mundo literario en el virreinato, siglo XVI. En P. Chinchilla, Procesos de construcción de la identidades de México. De la historia nacional a la historia de las identidades. Nueva Españá, siglos XVI-XVIII (págs. 106-107). México: Universidad Iberoamericana, Departamento de Historia.
Moo, S. (27 de abril de 2013). Erotómana. Recuperado el 27 de abril de 2013, de Cambia de tetas, pero antes despídete de las antiguas.: http://www.susanamoo.com/2013/04/cambia-de-tetas-pero-antes-despidete-de-las-antiguas/
OMS. (13 de septiembre de 2012). ¿Cuáles son los principales peligros para la salud de los niños? Recuperado el 8 de abril de 2013, de http://www.who.int/features/qa/13/es/
OMS. (2013). Nutrición. Recuperado el 8 de abril de 2013, de Lactancia Materna Exclusiva: http://www.who.int/nutrition/topics/exclusive_breastfeeding/es/
ONU. (31 de julio de 2009). Centro de Noticias ONU. Recuperado el 8 de abril de 2013, de ONU Insta a promover la lactancia materna: http://www.un.org/spanish/News/story.asp?newsID=16172&criteria1=lactancia&criteria2=ninos#.UWNNWZMz3oI
Ortiz Liñán, J. (11 de mayo de 2012). Revista De Mente. Recuperado el 26 de abril de 2013, de La lactancia materna en la época prehispánica: http://revista-demente.blogspot.mx/2012/05/la-lactancia-materna-en-la-epoca.html
Save The Children. (2013). Save the Children. Recuperado el 8 de abril de 2013, de Superfood for Babies: Breastfeeding Report: http://www.savethechildren.org/atf/cf/%7B9def2ebe-10ae-432c-9bd0-df91d2eba74a%7D/SUPERFOOD%20FOR%20BABIES%20ASIA%20LOW%20RES%282%29.PDF
Sotomayor, H. (2000). El infanticidio y abandono de niños en Colombia desde los tiempos prehispánicos a los republicanos. Rev Col. Ped., 35.
Thompson, R. A. (septiembre de 2008). Measure twice, cut one: attachment theory and the NICHD Study of Early Child Care and Youth Development. Attachment and Human Development, 10(3), 295-296.



[1] “La lactancia natural es una forma sin parangón de proporcionar un alimento ideal para el crecimiento y el desarrollo sanos de los lactantes; también es parte integrante del proceso reproductivo, con repercusiones importantes en la salud de las madres.» El examen de los datos científicos ha revelado que, a nivel poblacional, la lactancia materna exclusiva durante 6 meses es la forma de alimentación óptima para los lactantes. Posteriormente  deben empezar a recibir alimentos complementarios, pero sin abandonar la lactancia materna hasta los 2 años o más. (OMS, 2013)

[2]  Being breastfed contributed to psychological outcomes in women, especially from the later born cohort. Our findings suggest that being breastfed can be important for women's psychologicalwell-being throughout the lifecourse

¡Carga a tu bebé!